Certificados SSL Argentina

TITULOS: “Mi agresor está en libertad y la encerrada soy yo”. Valentina, víctima de violencia familiar Leer Más

TITULOS: María Luisa, esposa de Vanina. De un pasado violento al buen amor Leer Más

TITULOS: Contratados en la Municipalidad de Chajarí: Marcelo Borghesán brinda explicaciones Leer Más

TITULOS: Historias de amor en torno a las peñas del Rancho la Amistad Leer Más

TITULOS: Laguna de Termas Chajarí: verdín, basura, escasez de peces y robo de patos. ¿Quién cuida el lugar? Leer Más

11 mayo, 2016

Más voces se suman

Por Cecilia Capovilla
La construcción del Nuevo templo de María Auxiliadora sigue sumando voces tanto a favor como en contra, cada una argumentando su postura desde el lugar que le toca y de sus realidades. Así fue como el sábado pudimos escuchar las opiniones de Bartolomé Aguiñagalde, quien forma parte de la Comisión Pro templo y Carina Zilloni, encargada de la Catequesis Familiar.

Bartolomé Aguiñagalde comentaba, “Hay que aclarar que no solamente es el Padre Jorge quien está avalando la construcción del Nuevo templo, también lo apoya el Obispo de la Diocesis, Carlos Percara, Apoderado Legal de la Escuela y Laura Percara, directora de la institución, quienes fueron y son los encargados de bajar  línea a todos los docentes, a los padres y a la comunidad educativa”.

Haciendo memoria, Aguiñagalde decía lo siguiente, “Hace aproximadamente dos años, cuando también se armo una polémica similar, vino el Obispo y les explicó el proyecto. Lo que pasa es que nuevamente se escucharon voces en contra cuando se colocó el murallón para comenzar la construcción, y esto volvió a poner en el tapete la discusión de la construcción del nuevo templo”.

Por su parte Carina Zilloni también se sumó a la charla y como encargada de la Catequesis de la Parroquia decía lo siguiente, “Hay que aclarar que no estamos hablando de la construcción del templo nada más, sino que también se van a construir aulas para que podamos dictar catequesis. Este año, sin ir más lejos, una vez que se finalizó, nos reunimos para acordar como sería éste, porque hay que organizar lugares, tiempos, coordinar los grupos, distribuir horarios y días, justamente porque no se cuenta con espacios disponibles”.

Siguiendo con la problemática de los espacios para la Catequesis, Zilloni explicaba que, “Si bien es cierto que la escuela nos cedió aulas y colabora con nosotros para que a la noche podamos realizar las reuniones, hay que tener en cuenta que el año pasado hicieron la catequesis trescientas veinte personas entre chicos y adultos. Es un espacio muy grande de evangelización. Hay veinticinco personas trabajando entre coordinadores de padres y catequistas. Realmente hace falta un espacio físico, muchas veces llegamos a las 20:00 horas y tenemos que comenzar a acomodar, colocar sillas, micrófono porque es mucha la gente que participa. Así que me parece oportuno mecionar que si bien parece que está en tela de discusión la construcción del templo, hay muchas otras dependencias que también están contempladas y que son muy necesarias para esta obra de misión que desde María Auxiliadora venimos realizando”, culminó diciendo.

  • Compartir: