Certificados SSL Argentina

TITULOS: “Mi agresor está en libertad y la encerrada soy yo”. Valentina, víctima de violencia familiar Leer Más

TITULOS: María Luisa, esposa de Vanina. De un pasado violento al buen amor Leer Más

TITULOS: Historias de amor en torno a las peñas del Rancho la Amistad Leer Más

TITULOS: Contratados en la Municipalidad de Chajarí: Marcelo Borghesán brinda explicaciones Leer Más

TITULOS: Cuota alimentaria: ¿Cuánto debe pasar un progenitor? Leer Más

12 septiembre, 2017

¿Por qué el Caso Maldonado cobró tanta trascendencia?

Para Carlos Acosta, la instalación del tema fue “una explosión de abajo hacia arriba que comenzó en las redes sociales”.

 

DANIELA ZANANDREA Y CARLOS ACOSTA en el programa EL ESPEJO, reflexionaron sobre el Caso Madonado.

 

Por Claudia Cagigas

Desde hace más de un mes, el tema diario en la agenda pública es la desaparición de Santiago Maldonado en la Patagonia argentina, en instancias en que apoyaba el reclamo mapuche de tierras que hoy son parte de grandes latifundios extranjeros. En el medio hay de todo y no abundaremos en lo ya dicho. ¿Qué fue lo que hizo que el caso tome tanta transcendencia, qué elementos se conjugaron? Es un análisis que nos  debemos para que la realidad no nos pase por arriba.

 

Entrevistado en el programa EL ESPEJO (Radio Show Chajarí), Carlos Acosta (Lic. en Comunicación Social) marcó varios aspectos interesantes en el análisis. En primer subrayó que el tema  “explotó” primero en las redes sociales y recién luego en los medios masivos de comunicación. “Entre el 19 y el 26 de agosto, cuando empezó este movimiento, existieron 470 mil tweets sobre el tema y se llegó a un billón de impresiones (es decir que un billón de usuarios en el mundo estuvo al tanto del Caso Maldonado)… 12 mil tweets en menos de un día recibió la carta de la mamá pidiendo que no se politice la desaparición de su hijo… En Facebook, entre el 3 y 4  de agosto hasta el 20 de agosto, de cada 10 posteos,  8 estaban relacionados con el Caso Maldonado… Es increíble cómo el tema se volcó en las redes sociales y luego fue tomado por los medios de comunicación”.

 

En este contexto, lo que hizo la tecnología “fue visualizar algo oculto” y poner sobre el tapete temas muy fuertes que tiene que ver con argentinidades muy presentes: la figura del desaparecido, la etnofobia y la propiedad privada.

 

1). La figura del desaparecido. “La palabra desaparecido contiene en sí misma una carga simbólica tremenda, con todo lo que dispara: la teoría de los dos demonios, los militares, los montoneros, los grupos radicalizados de la década del 70…”, recordó.

 

2). La etnofobia, “esta idea de que los mapuches no son argentinos sino chilenos que vienen a reclamar”. En este sentido, la profesora de Historia Daniela Zanandrea explicó que “es imposible querer poner a etnias nativas dentro de un territorio, dentro de un estado nación constituido a partir del XIX. Es como decir ‘los guaraníes son paraguayos’ cuando hay guaraníes en Paraguay, Argentina, Brasil, Bolivia… Entonces ¿cómo territorializar estas etnias en el contexto de lo que consideramos un límite?”, se preguntó.

 

3). La propiedad privada. “De parte de algunos sectores hay una necesidad de poder dejar en claro la defensa de la propiedad privada, filosofía que nuestros antepasados no tenían presentes porque es un concepto netamente capitalista”, explicó Carlos Acosta.

 

Por otra parte, ambos profesionales recordaron que hay que aprender a leer entre líneas, qué se dice, a quién se plantea como bueno y a quien como malo porque todos hablamos desde un lugar. También reconocieron el aprovechamiento político partidario que tristemente se hizo y hace del Caso Maldonado.

 

“Me parece una falta absoluta de respeto hacer un uso político del concepto desaparecido en una sociedad que tiene abierta tantas heridas… Entonces, ¿cómo no va a impactar este tema en las redes cuando las heridas están abiertas? No quisiera creer que alguien usó políticamente el concepto de desaparecido porque me parece un espanto, pero creo que sí se hizo y se hace”, concluyó Daniela Zanandrea.

  • Compartir: